7 may. 2010

para Minerva





Ausencia de lanza que romper
de la guarda o vigilante
a Minerva de sus puertas a
portazos la sangre le enerva
te encierras en tus razones,
sacrificas tus pasiones... ni en
sueños estuvistes en su cabeza
como para nacer de él ni hoy ni mañana
mañana te fortaleces cerrando tus puertas a sus portazos
y por caminos de discusiones descuidadas
a las puertas de razones soñadas.
75 x 150 cm. 2008

No hay comentarios:

Publicar un comentario